Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Septiembre de 2011.

PERSPECTIVA

20110906134219-volar.jpg

"Soy un soñador, lo se, pero es que en mis sueños puedo volar y la perspectiva marca la diferencia."

Ivan Sainz-Pardo

DEMENTE

20110921124140-loco.jpg

Asomada al balcón de tus propias mentiras, insistes en regar cada día tus plantas de plástico. Sabes que no otorgar en silencio y arrodillarse ante esos estúpidos dioses inventados por las multinacionales es tan estúpido como comerse al horno la paloma mensajera justo antes de mandar el único mensaje que puede salvar tu alma.

Sabes que tu gilipollez es la gilipollez de este mundo, como mal global, parasitando y colonizando la vida en asientos de primera clase. Y tú me llamas loco a mí por sentirme como un visitante en este planeta en guerra civil infinita, por sentirme como un turista sin pasaje de vuelta, por no agarrarme mas fuerte a las cosas, al qué dirán, pero, ¿sabes? solo pretendo no seguir viviendo como tú lo haces, siempre tan agarrada al miedo de perder tantas cosas innecesarias.

Me llamas loco, como pretendiendo dañar, ajena a la realidad de que, en una sociedad tan enferma como esta, comenzar a sentirse como un demente es la mejor demostración de cordura.

Iván Sáinz-Pardo
"En la avioneta sobró un sitio" ©2011

YO CONSUMO (Rescatado)

20110929125300-20080120154632-consumismo-2.jpg

Invertimos nuestras vidas en trabajar para acceder a un dinero de plástico que nos permita sobrevivir, sostener y reforzar la maquinaria de una sociedad impuesta. Dejamos que otros decidan, que otros piensen y actúen por nosotros. Nos envenenan con miles de mensajes al día, con bonitas palabras: Libertad, diversión, facilidad, éxito, felicidad, comunicación, amistad. Pero no nos preguntamos de donde nace esta ansiedad por consumir, o si es o no extraño que, detrás de todas esas buenas palabras, se esconda siempre una verdadera intención mercantil. Ya no podemos imaginarnos una vida feliz sin gastar nuestro dinero, sin seguir la calculada inercia de comprar a ciegas, de perseguir las modas, de arrodillarnos ante las marcas y las tendencias que nos dicen lo que tenemos que hacer para poder llegar a conseguir alcanzar la realización personal y la felicidad, eso sí, siempre a cambio de nuestro dinero.
A cambio de dinero todo vale. Mientras consumas y gastes tu dinero todo es lícito y mientras, los valores morales dejan de ser poco a poco lo importante. Con dinero que gastar de por medio se permite socialmente la ignorancia, la codicia, la maldad, la envidia, el egoísmo.
Vivimos atados a trabajos creados virtualmente para mantener una sociedad de consumo y de derroche energético insostenible. Pero esta sociedad capitalista y de consumo es injusta, inmoral, cruel y absurda.
La televisión, al servicio de los poderosos medios y financiada con el dinero de las multinacionales, ensalza al simpático perdedor, al personaje intelectualmente pasivo y consumidor compulsivo. Busca y crea generaciones de catetos conformistas bombardeándonos con sus productos y su retórica grotesca. San Valentín, roscón de reyes, regalos de Navidad, el día del padre, el día de la madre, rebajas de enero, rebajas de verano, helados, video consolas, relojes, zapatos, agua embotellada, diamantes… Usted relájese, vengan a nuestros centros comerciales, coman de nuestra comida rápida, vístanse nuestra ropa fabricada por niños sin derechos en países del tercer mundo. Reparar, reciclar, reutilizar ya no tiene glamour, mejor todo a la basura y cómpreselo nuevo. Meta a la abuela en un centro de la tercera edad y vengase de vacaciones a nuestro hotel, enriquezcan nuestras franquicias, metan su dinero en nuestros bancos, pidan créditos, hipotecas, prestamos, háganos rico con su dependencia y todas esas innecesarias, absurdas y prescindibles llamadas de móvil. Sigan pagando por ir en masa a nuestros estadios a ver a nuestros chicos fabulosos y millonarios corriendo alrededor de un balón. Hagan más horas extras, cumplan con sus trabajos de mierda de lunes a viernes como borregos, que por la noche les espera su televisión de plasma, la misma que les reconfortará con su espejismo favorito, la misma televisión que esta realmente educando a sus hijos a solas, empobreciéndolos moralmente y transformándolos en vulgares y enfermas marionetas.

Iván Sáinz-Pardo

29/09/2011 12:53. Ivan Enlazarme. POST RESCATADO Hay 5 comentarios.




EL ESCONDITE DE IVÁN

BIENVENIDO AL BLOG OFICIAL DE IVÁN SAINZ-PARDO.
Contacto: Sevenrain7(arroba)hotmail.com

Temas

Archivos

Enlaces

Google

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris